James Bond, jet lag y Phang Nga

Volvimos tan cansadas de las compras que a las 7 de la tarde nos dormimos y obviamente al día siguiente a las 3 am ya estábamos con los ojos así 👀, por eso nos pusimos a buscar tours para la isla de James Bond.

A las 10 nos vino a buscar un minibus conducido por “Peter” y nos dirigimos hasta él área protegida de Phang Nga, una provincia de Tailandia llena de islas preciosas en donde está la famosa Isla de James Bond:


Pero no quiero arruinar la sorpresa: primero lo primero.

El viaje desde Patong a Phang Nga nos llevó 1:40 Hs (!) en los que aprovechamos para ver plantaciones de caucho, localidades de la isla y la belleza de las rotondas con flores tropicales y arbustos esculpidos.


La primera parada fue Wat Suwan Khuha (AKA la cueva de los monos), una montaña con varias cuevas en las que hay estatuas de Buda y lugares de rezo. El monumento más impresionante es un Buda reclinado de 15 metros de longitud al que intenté dejarle una vela pero como había mucho viento no pegaba y la termine colocando al revés, ¡¡espero no haber enojado a los dioses!! 😱

Es muy impresionante.

De ahí retomamos la ruta y en llegamos al puerto que nos llevaría a Ko Tapu, la isla donde se grabó parte de James Bond: el hombre de la pistola de oro en 1974. No sé qué estarían pensando en los ’70 pero el nombre de la peli es bastante sospechoso 😂

En el puerto nos subimos a unas lanchas de madera con un motor de camión (menos mal que no es profundo) y nos dirigimos a estas islas que son realmente preciosas.

Fue llegar y ver esos pedazos de roca que salen de la tierra, impecables y llenos de vegetación. Árboles altísimos que se aferran a la roca, rodeados de manglares y agua salada. Fue impresionante. ​


Nos llevaron hasta una plataforma a hacer canotaje. ​El remero que me llevó se llamaba Nut y fue muy amable y nos sacó varias fotos. Aunque piden que dejen todo en la plataforma, es importante llevar al menos 100 BTH para la propina que piden al final del paseo.

De ahí fuimos a la famosísima isla de James Bond. Es muy linda, como todo lo que la rodea. En realidad está fue la parte menos sorprendente del tour porque ya la conocíamos de las fotos y estaba lleno de turistas matándose por una selfie. Sin embargo, no deja de ser muy bonita.

Después fuimos a Ko Panyi, una aldea de pescadores musulmanes donde nos dieron un riquísimo almuerzo. Tenía camarones empanados, pollo frito, salteado de verduras, sopa de frutos de mar, sopa picante, pollo salteado, ananá y por supuesto arroz para acompañar. El agua venía embotellada y prestamos atención en no servirnos hielo, pero la gente lo tomaba sin problemas.


Con eso terminó el tour, que costó en total 1800 BTH (70 USD) todo incluido. Casi todos ofrecen lo mismo pero hay que mirar con cuidado porque los precios varían bastante y con ellos probablemente lo que ofrezcan. Como en esta web que la palabra incluído está entre comillas 😂


Volvimos al hotel fundidas, pero hicimos un ENORME esfuerzo para no dormir antes de las 21 y lo logramos 🙌🏼 Bye bye Jet lag!

Advertisements

3 thoughts on “James Bond, jet lag y Phang Nga”

  1. Hola Vero!!! Que lindos los paseos y las cosas que contás!! Quiero ir! Esas playas!! Y te pregunto: es picante toda la comida? O podes encontrar algo no tan condimentado?
    De cualquier manera siempre es lindo probar costumbres y sabores diferentes. Es una buena experiencia!

    Liked by 1 person

  2. Un lugar de fantasía pero con poca conciencia sobre el cuidado de sus riquezas naturales. Mucha basura en las playas.

    Like

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

w

Connecting to %s